> Manuales > Talleres de diseño web

En la web, hay que tener en cuenta que van a visitarnos muchos usuarios, con definiciones de pantalla distintas. Hay que hacer páginas que se visualicen bien en todos los casos. Veamos cómo.

Cuando trabajas a distintas definiciones, como en la web, debes elegir el publico objetivo de la página y construirla para que ese público la vea bien, pero no te debes olvidar de los demás, de modo que estos también la visualicen, a ser posible, sin ningún problema.

Por regla general, la mayoría de los internautas disponen de una definición de 800x600 o superior. Por ello, lo habitual es diseñar la web para que ese grupo de usuarios la vea correctamente.

También hay personas que acceden a Internet con definiciones menores, a 640x480, pero cada vez son menos. Para el caso de 1024x780, esta definición es bastante grande y sólo los usuarios con buenas pantallas, configuradas de manera correcta, la usan.

La definición de 1024x780 deja fuera a muchas personas, por lo que no debemos utilizarla todavía, además, estos usuarios podrán ver también la página a definición menor sin demasiado perjuicio. Por su parte, la definición de 640x480 es muy pequeña y ya muy pocos usuarios la utilizan, por ello es mejor diseñar utilizando un espacio mayor. No obstante, si la página a desarrollar es muy corporativa, porque pertenezca a una empresa importante y se tenga que ver bien en todas las máquinas posibles, sería razonable utilizar la definición de 640x480, pues esta nos asegura que todo el mundo podrá ver bien el web.

Actualizado: En el momento actual el panorama de definiciones de pantalla ha cambiado bastante. Estamos en 2010 y este artículo fue escrito en el año 2000. Actualmente la gran mayoría de los internautas navegan con monitores que igualan o superan la definición de 1024x780. Por ello la resolución objetivo de la mayoría de los proyectos web actuales es de 1024x780 píxeles.

En 2010 todavía hay un ligero porcentaje de usuarios (en torno del 2%) que utilizan resoluciones de 800x600, pero es suficientemente escaso para que no se tenga en cuenta. Esto se puede apreciar en alguno de los post que publicamos cada poco con rankings de las resoluciones de pantalla.

Una vez escogido el público objetivo, se han de componer las páginas y las imágenes para se vean bien en la definición de pantalla que utilicen estos, de modo que nunca salgan las feas barras de desplazamiento horizontales. Para ello calcularemos el tamaño de los elementos de la página concienzudamente.

Otra cosa que se puede hacer es aplicar a los elementos de la página los tamaños (atributo width) utilizando porcentaje, de este modo, se ajustarán al tamaño de la definición del usuario automáticamente. Sin embargo, las imágenes no soportan el tamaño en porcentajes, es decir, no podemos ajustarlas así automáticamente, y en cualquier caso, no desearemos que la imagen se deforme al alterar artificialmente sus tamaños a través de estos atributos. Así pues, para el caso de las imágenes seguiremos en la necesidad de crearlas sin pasarse del espacio disponible en la definición horizontal del público objetivo.

Vamos a ver cuál sería el modo de trabajo para maquetar una página con tablas.

  1. Hablamos de un diseño con tablas porque casi siempre es más adecuado que un diseño con frames o capas, pero esto es otra discusión.
  2. Crear una tabla al principio de la página, que incluya toda la página, y le asignamos el tamaño en pixels. Dependiendo de la resolución del tarjet de audiencia, el tamaño de la tabla variará, pero siempre serán 21 pixels menos que la definición objetivo. Estos pixels sobrantes se utilizan para las barras de desplazamiento verticales. Por ejemplo, si diseñamos para una resolución de pantalla de 800x600, el tamaño de la tabla será de 779 pixels. En Windows XP las barras de desplazamiento ocupan un poco más que en sistemas anteriores. Antes de la aparición de Winwdos XP, con reservar 20 pixels para las barras de desplazamiento era suficiente.
    También se pueden crear las tablas en porcentajes, pero esto hará que la página se estire y se encoja dependiendo de la definición. No es un efecto muy deseable para los diseñadores, porque el efecto de ver la página más estirada o encogida de como la hemos diseñado suele resultar contraproducente, además de significar un esfuerzo extraordinario.
  3. Incluimos en la etiqueta <BODY> de la página los atributos: topmargin=0 leftmargin=0 marginheight=0 marginwidth=0. Estos atributos sirven para eliminar los márgenes de la página y que las tablas se sitúen ocupando todo el espacio de la página. Los dos primeros atributos son para Internet Explorer, los dos siguientes son para Netscape Navigator, tenemos que poner los cuatro para asegurarnos que se vea bien en todos los navegadores más importantes.
  4. Si deseamos incluir márgenes en las páginas, podemos jugar con los atributos cellspacing y cellpadding, en la tabla principal, para conseguirlos. En caso de que no nos guste este método podemos incluir celdas adicionales en la tabla principal, que sean transparentes (no meterles contenido), a las que les asignamos los tamaños deseados para los márgenes. El método que utilizo habitualmente es este último y casi siempre pongo los atributos cellspacing y cellpadding a cero.
El código de una página siguiendo estos consejos sería el siguiente:

<html>
<head>
   <title>Título</title>
</head>

<body topmargin=0 leftmargin=0 marginheight=0 marginwidth=0>

<table width=779 bgcolor=eeeeee cellspacing=0 cellpadinng=0 border=0 align=center>
<tr>
<td width=10></td>
<td>
<h1 align="center">Título de la página</h1>

Este es el cuerpo de la página
<p>
Más página
<p>
Y más..
<p>
<div align="center">
Barra | Navegación | Enlaces | Links
</div>
<br>
</td>
<td width=10></td>
</tr>
</table>
</body>
</html>


Eso es todo, recuerda que siempre puedes ver el código fuente de las páginas web que te gustan, para ver cómo lo han hecho otros diseñadores.

Miguel Angel Alvarez

Miguel es fundador de DesarrolloWeb.com y la plataforma de formación online Escu...

Manual