España quiere ser Wi-Fi

  • Por
Varios proyectos Wi-Fi tratan de ver la luz sorteando diferentes dificultades técnicas y legales.
29/01/2009 - Actualmente España cuenta ya con más de 200 municipios que ofrecen una red Wi-Fi en espacios públicos como universidades, aeropuertos, hospitales, autobuses o parques.

Ahora diferentes ciudades pretenden ofrecer acceso a Internet como un servicio público salvando las distintos obstaculos económicos, técnicos y legales.

Aviles es el primer municipio al que la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones ha permitido seguir adelante con su idea de crear una red Wi-Fi pública con cobertura en toda la ciudad.

Los vecinos de este municipio asturiano dispondrán de acceso inalámbrico a Internet con una velocidad de bajada de 200 kilobytes a través de 66 nodos, que ofreceran una conexión suficiente para navegar y enviar correos electrónicos.

El modelo usado para superar las diferentes trabas legales ha sido inscribirse como operador en el registro de la CMT, sacar a concurso el proyecto y sobre todo financiarlo con publicidad, ya que la ley prohibe destinar dinero público para costear este tipo de redes.

El caso de Avilés sienta un importante precedente en una larga lista de municipios que se han venido estrellando contra las diferentes trabas legales. La ciudad de Barcelona recientemente, varias localidades de Girona, Santa Cruz de Tenerife, Málaga, Castellón, Conil de la Frontera (Cádiz), Xeraco (Valencia) y Pontevedra.

No obstante, el modelo usado por Aviles podría no servir en ciudades más grandes ya que los costes que generaría una red Wi-Fi en una ciudad de más de 200.000 habitantes limitarían o al menos complicarían la viabilidad de este tipo de proyectos.